The Purge

Que el señor bendiga a los nuevos gobernantes porque dejan que purifiquemos y limpiemos nuestras almas, Dios bendiga a Estados Unidos, una nación renacida.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» En que estas pensando?
Miér Oct 21, 2015 1:34 am por Alexander Masson

» Montreal Maldito: Eliminación de Afiliación
Dom Dic 14, 2014 2:30 am por Invitado

» When the Pain Passes | Afiliación Élite
Mar Dic 09, 2014 8:54 pm por Invitado

» Carpe Noctem {Elite, cambio de botón}
Sáb Dic 06, 2014 1:30 pm por Invitado

» Pon pareja al de arriba!
Dom Nov 23, 2014 4:04 am por Andros Velkan

» Magnifique París RPG{+18} -Afiliación Elite
Sáb Nov 22, 2014 3:14 am por Invitado

» Precious Graphics [NORMAL]
Jue Nov 20, 2014 2:26 pm por Invitado

» EQUIPO 7 - LA PURGA (PRIMER DÍA)
Miér Nov 19, 2014 12:12 pm por Bartholomew Cubbins

» Hijos de la Discordia|| Elite
Miér Nov 19, 2014 6:03 am por Invitado

Los posteadores más activos del mes



Todas las imágenes utilizadas en el diseño fueron extraídas de sitios como Tumblr, Google imágenes y editadas por Zack. La historia estuvo a cargo de Ginevra con la colaboración de Alexander, ésta es una IDEA ORIGINAL adaptada de la película "The purge" Derechos Reservados. Todas las imágenes e historias alojadas son propiedad de los administradores y los usuarios registrados y no se puede hacer uso de ellos sin el consentimiento de los propietarios. Cualquier falta sera notificada a foro activo. The Purge by Gin & Alex is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unported License.

Licencia de Creative Commons


Vendrán tiempos mejores - Gine

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Vendrán tiempos mejores - Gine

Mensaje por L. Zackary Harper el Vie Sep 26, 2014 6:14 am

Casi hacía un año del asesinato de mi chico, y no, no había podido olvidarlo, todos los días de mi miserable vida lo recordaba como si fuera el día anterior. Tenía pesadillas por las noches, me pasaba días llorando. No, no estaba bien. Lo único que me sacaba de ese bucle era mi trabajo. Había lanzado mi carrera y empezaba con conciertos, como telonero, eso sí. Pero al menos ya se me iba viendo. Estaba trabajando en una maqueta para presentarla en diferentes discográficas, y necesitaba encontrar a un representante para que me guiara mejor en aquel mundo. Me dedicaba en cuerpo y alma a aquello. Me pasaba las noches en vela componiendo, igual, prefería no dormir que intentarlo y tener pesadillas constantemente. A veces, me había llegado a plantear dejar ese trabajo, el cual apenas me daba para comer, y buscar algo con lo que tuviera una estabilidad económica, pero si dejaba lo único que me quedaba que me hacía feliz, ¿qué me quedaría entonces? No podía simplemente abandonar mi sueño, así me muriera de hambre.

Hacía pocos días que había recibido una invitación a una gala benéfica. Aunque no se detallaba a quién irían los fondos recaudados, pero, debía ir por dos motivos. El primero, porque siempre intentaba ayudar a quién lo necesitara, y segundo, porque era una gala con gente importante. Lo malo, que era en Nueva York. La noche la pasaríamos en el hotel, pero tenía que llegar antes para arreglarme y todo. Así que decidí que iría un par de días antes para ver a mi familia, y a algunos viejos amigos, entre ellos, Gine. Ella era como mi protectora. Recordaba siempre cuando jugábamos en la calle y se metían conmigo, siempre me defendía, aunque también lo hacían mis hermanos, pero es que ella incluso estando lejos lo hacía siempre. Incluso en aquella época en la que mi hermano no asimilaba que yo fuera gay, y como siempre mi hermana mayor me apoyaba a escondidas. Si no hubiera sido por la pequeña y por Gine, me habría costado más toda aquella situación. Debía mentalizarme para recibir el odio de mi madre.

Una vez allí, después de saludar a todos, excepto mis dos hermanos mayores, y de hablar un poco de cómo iban las cosas, fui a mi antigua habitación, la cual estaba intacta. Me quedé mirando unos segundos todo y sonreí con añoranza. Saqué el móvil y le escribí un mensaje a Gine, sabía que estaría trabajando, por eso no la había llamado. "¡Gineeeee! Estoy en NY, ¿quedamos para cenar?". Así rezaba el mensaje de texto. Guardé mis cosas en el armario mientras esperaba respuesta, y entonces apareció mi madre por allí. -Te lo dije, Zackary, y nunca me hiciste caso. Espero que hayas aprendido la lección.- Tan simpática cómo yo la recordaba. Negué con la cabeza y suspiré. -Tienes razón mamá, me muero de ganas por tener una vida tan triste como la tuya, casado con un hombre al que no amo, con cuatro hijos, intentando atarlos de pies y manos bajo mi voluntad, haciendo que sean infelices porque yo soy un infeliz. Sí, esa es la clase de vida que quiero.-Le miré frunciendo mis labios, ella se me acercó y me dio un bofetón. Uno de tantos que ya ni me dolía, giré la cara y sonreí. -La verdad duele ¿no? Ahora si me disculpas, esta noche salgo a cenar.- Vi en su mirada cómo la ira crecía, pero por suerte lo dejó ahí y se fue. Me tiré en la cama hasta que fue la hora se arreglarme. Tampoco iba a ir de punta en blanco, una camiseta blanca, unos jeans negros, zapatos y una americana. Y sin mirar si tenía mensaje ni nada me dirigí al trabajo de Ginevra esperándola en el hall del edificio.
avatar
L. Zackary Harper

ciudadanos nivel 2
Mensajes : 69

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vendrán tiempos mejores - Gine

Mensaje por Ginevra V. Dashkov el Jue Oct 02, 2014 2:06 pm

Se aproximaba la purga y Ginevra ya estaba haciendo preparativos. Se encontraba en el almacén de armas esperando encontrar algo que pudiera servirle. La última vez había recibido varios golpes y su ingenuidad la había llevado a ir con una sola pistola ¿En qué estaba pensando? Habiendo tanto maniático suelto y como agente de la CIA debió irse armada hasta los dientes o al menos acudir con gente de su confianza para que la ayudara con su misión de rescatar a los inocentes. La rubia sonrió tomando un par de granadas, sabía que aquellas estaban prohibidas para ese día, sabía también que algunos políticos la tenían en la mira esperando el momento en el cual fuera legal hacerle algo, sin embargo, no le importaba, si su experiencia no fuera tanta, seguramente para ese entonces ya estaría sumida en un sueño eterno con la piel blanca y metida en un ataúd.

Dejó las granadas metidas en una maleta deportiva además de pistolas lanzabengalas, escopetas, revólveres, balas, pistolas de 9mm y 22mm que repartiría entre sus conocidos ¿Por qué no facilitarles las cosas cuando deben luchar para sobrevivir?.

Salió por la puerta del almacén cargada con todo aquello ignorando a los agentes que la veían con el ceño fruncido, para ellos era la loca jefa buenorra que tenía cara de estirada y rígida sexual. Para Ginevra el hecho de que la vieran así, era mejor puesto que así no tendría que andarlos regañando por todo. Ya sabían ellos que si las cosas no salían como ella quería entonces como se dice coloquialmente "Ardería Troya".

Una vez en su oficina, dejó la maleta debajo de su escritorio y mandó llamar a su asistente -Llévate esa maleta, guárdala hasta que vuelva..- ordenó viendo el mensaje que hacía brillar su celular. Una sonrisa se dibujó en los labios de la rubia al mirar el remitente. Zack era una de las pocas personas que apreciaba lo suficiente como para abandonar su trabajo a la mitad de la jornada laboral. Al levantar la mirada se encontró con su asistente de pie en la puerta cargando la maleta que la observaba con curiosidad -¿Acaso no escuchaste? ¡Es para hoy!..- gritó -Y ten cuidado con eso, no me hago responsable si algo explota..- se giró en su silla para tomar el bolso que descansaba en el perchero, se puso de pie acomodando su saco par salir de ahí.

La gente le veía extrañada puesto que Gin jamás se salía de su oficina a menos que fuera algo importante. Todavía peor es que las recepcionistas miraran a Zack como si tuviera 3 ojos ¿Qué era lo que tenía de interesante aquel chico novio de su ex compañero de trabajo para robar la atención de Ginevra?. Una vez hubo llegado al hall esperando que tuvieran listo su auto, se encontró con las miradas de los vigilantes, su cara de mala leche tuvo que haberles dicho lo que necesitaban saber -Gracias..- tomó las llaves de su auto de las manos de un ballet parking, pero antes de cruzar por la puerta se detuvo. Por estar intentando descifrar los cuchicheos no había notado que Zack estaba ahí. Se dió la vuelta desvaneciendo aquel ceño fruncido sustituyéndolo por una sonrisa brillante -¡Zack!..- exclamó regresando paso a paso hasta llegar a él para abrazarlo -Pensé que me llamarías y nos veríamos en algún lugar..- dijo paseando la mirada por todo su cuerpo, quería asegurarse de que estuviera entero -¿Cómo has estado?..- preguntó -Ven, vayamos al auto, te llevaré a comer a un restaurante buenísimo que acaban de abrir..- le tomó del brazo para llevarlo a la salida sin importarle ya que dijeran cosas acerca de ellos, ya para ese momento todos debían saber que estaba con el hermano del poli fallecido en la purga pasada.



avatar
Ginevra V. Dashkov

policía
Mensajes : 319

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vendrán tiempos mejores - Gine

Mensaje por L. Zackary Harper el Lun Oct 06, 2014 7:07 am

Sabía que no podía irrumpir de aquella manera en su trabajo, pero mi madre me había puesto de mala leche y necesitaba salir. Además de que quería verla, y ella sería la primera persona a la que vería. Si tenía mucho trabajo simplemente me quedaría ahí esperando sin más a que acabara, no iba a interferir en su vida y menos teniendo el trabajo que tenía. La admiraba, la admiraba muchísimo. Siempre lo había hecho, a medida que fuimos creciendo ella se había convertido en un referente para mí, y aunque a veces chocábamos por lo tercos que éramos ambos, siempre estábamos el uno para el otro. Echaba de menos Nueva York, precisamente por la gente como ella, por mis amistades y mi familia, exceptuando a mi madre. Me quedé esperándola en la entrada, aunque las miradas indiscretas empezaban a ponerme nervioso. Estuve tentado de preguntar por ella, pero preferí simplemente esperar allí, no quería interrumpirla más. De repente la vi, me quedé mirándola fijamente pero ella ni cuenta se dio, lo que me hizo echarme a reír. Entonces me levanté viendo cómo ella se daba la vuelta.

Sonreí re oreja a oreja y me acerqué a ella, acortando la distancia que había, para darle un fuerte abrazo. -Sí, pensé en hacer eso, pero mi madre se puso pesada. Odio cuando me dice "Te lo dije".- Mi cara reflejaba lo mal que me llevaba con la vieja. No entendía cómo quería que sus hijos lleváramos la misma vida que ella, una vida sin sustancia alguna. Al ver cómo me miraba me reí negando con la cabeza. Extendí los brazos para que me reconociera mejor. -Estoy entero Gine...- Murmuré aún sonriendo y negando con la cabeza. Me gustaba que se preocupara pero a veces lo hacía demasiado. -¡Genial!- Exclamé caminando con ella del brazo hacia el coche. -Oh, y he estado bien dentro de lo que cabe. Ya hace casi un año, pero no me acostumbro a estar solo. Le echo de menos a diario, y cuando peor lo paso es por las noches.- Reconocí de camino al auto. -Por el día es diferente porque me meto en mi estudio a componer y se me pasa el tiempo volando, o salgo con una buena amiga y me entretengo.- Le fui contando aunque ya le hablaría de ella más adelante, tenía la certeza de que se llevarían bastante bien.
avatar
L. Zackary Harper

ciudadanos nivel 2
Mensajes : 69

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vendrán tiempos mejores - Gine

Mensaje por Ginevra V. Dashkov el Miér Oct 29, 2014 9:45 pm

Ginevra negó con la cabeza al escuchar acerca de lo de la madre de su amigo. Sabía que aquella mujer no era fácil de llevar, ella misma lo sabía desde que la había invitado a comer y le había acosado con miles de preguntas acerca de su trabajo y el motivo por el cual una mujer como ella estaría haciendo algo tan peligroso. La madre de Zack había intentado muchas veces enganchar a su retoño rebelde con ella diciendo que al rubio le hacía falta alguien que lograra encaminar su vida, pero Gine sólo se reía “Eso es imposible, Zack es como un hermano para mí” pronunciaba con orgullo y así era. La policía más fría de Nueva York estaba orgullosa de tener un amigo como Zack a pesar de sus preferencias sexuales, es más las aplaudía y siempre se lo había hecho saber a él. No había nada en aquel mundo que hiciera que le dejara de apoyar ni de querer menos.

-Odio decir te lo dije, pero “te lo dije”…- sonrió – Conozco el chiste y puedo escuchar en mi mente justo el tono con el que lo diría..- abrió la puerta del copiloto dejando que su amigo entrara y ella se montó al volante. Mientras se acomodaba el cinturón le miraba con recelo –Ya sé que estás entero, puedo notarlo, las chicas no dejaban de cotillear y de echarte ojos de frustradas sexuales…- le guiñó el ojo llevando el auto hacia la calle donde encontrarían el restaurante que Ginevra quería que conociera.

Al principio se negaba a comentar algo acerca de “él” pues la rubia también había perdido a uno de sus mejores amigos. Pasó cerca de un minuto y medio cuando al fin tuvo el valor de hablar –Esto va a pasar, lo sabes, el tiempo lo cura todo, conocerás a un chico guapo que valga la pena y te hará muy feliz..- quiso sonreír, pero a ella también se le notaba el vacío de la pérdida – Debo reconocer que eso es bueno y la chica debe ser realmente tu amiga si no ha dejado que te descarriles y te tires a la depresión, ya te estaba pensando como hace unos meses todo delgado y ojeroso…- dio un golpe en el volante con suavidad recordando aquella imagen que si bien entendía, no le gustaba en lo más mínimo –Así que entretenerse te sirve…- miró por el espejo retrovisor y el lateral para cambiar de carril y orillarse en el restaurante –Quizás debería buscarme otra actividad, el trabajo es un maldito caos…- sonrió borrando todo rastro de tristeza aunque sólo lo fingiera – O buscarme un hombre que caliente mi cama, eso seguro me mantendría ocupada..- señaló deteniéndose en un semáforo en rojo –Me alegra que vinieras a verme..-confesó mirándole directamente a los ojos, aquello lo decía de corazón. A veces la jefa de policía también se sentía sola.



avatar
Ginevra V. Dashkov

policía
Mensajes : 319

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vendrán tiempos mejores - Gine

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.